Tu navegador está desactualizado!

Actualiza tu navegador para ver esta página web correctamente. Actualizar ahora

×

Juan Manuel Maestre nos habla de la XI Gala de Cuentamontes

MundoArti | Mar 12, 2019 0
Juan Manuel Maestre nos habla de la XI Gala de Cuentamontes

La Gala Cuentamontes es un evento en el que se hace entrega de diferentes premios, entre ellos los de arte (literautra, cine, pintura, fotografía), difusión, solidaridad...Todos ellos orientados a ensalzar el mundo del montañismo. Este año se ha celebrado la onceava edición, y su presidente, Juan Manuel Maestre, nos cuenta todos los detalles.

El 23 de Febrero se celebró la XI Gala Cuentamontes 2019 en el teatro Castelar de Elda. En ella se hizo entrega de los premios que organiza la asociación y se dio conocimiento de las proezas que cada año realizan todas las personas que participan en el montañismo. Estuvo lleno de espectáculos y palabras que invitaron a la reflexión, en una comunión entre el arte y la montaña.

Juan Manuel Maestre, presidente de la asociación Cuentamontes, se ha ofrecido muy amablemente a responder unas preguntas con el fin de darnos algunos detalles sobre el trasfondo y el transcurso de este innovador evento.

 

Para situar a nuestros lectores, nos gustaría que nos contaras cómo surgió la idea de esta gala.                                                                     

La gala es la culminación de los procesos de los concursos, y tiene por objeto llevar a cabo la entrega de los premios de los distintos certámenes que organizamos y, como siempre ocurre en estos eventos, se complementan esas entregas con otras manifestaciones artísticas que contribuyen a hacer más amenos estos actos. Lo que era inusual es que este tipo de actividades culturales se llevasen a cabo en el mundo del montañismo, que siempre los ha celebrado en acampadas o en los locales sociales de los clubs.  En cierta manera, la Gala Cuentamontes de las Artes y las Letras de los Deportes de Montaña ha venido a innovar, sacándola públicamente a un escenario teatral, y creemos que ha servido para ensalzar este deporte.

 

Sin duda, ofrecéis una visión diferente y muy atrayente del montañismo. ¿Cómo habéis planteado el acto de este año? ¿Encontrasteis alguna dificultad que merezca mención?

Nuestro grupo lleva ya recorrido un camino de once años en la organización de este evento y, aunque siempre surgen dificultades de última hora, el equipo humano que me arropa tiene ya una experiencia incuestionable y hace que todo fluya de manera más natural y todo resulte más sencillo.

 

Como en cada gala, habéis hecho entrega de los diversos premios otorgados en vuestros concursos. ¿Cómo habéis encontrado el nivel este año?

No sólo este año, el nivel de los trabajos que optan a concurso se viene superando año tras año, y es lógico, pues existe un mayor conocimiento de nuestros certámenes. Cada año participan autores con mayor calidad, sin que por ello dejen de hacerlo los noveles, que son los más interesantes y a los que seguimos en su trayectoria. Nos enorgullecemos de ver sus progresos, especialmente, de aquellos que nos confiesan que nunca antes se les había ocurrido contar sus experiencias en la montaña, y que comenzaron a hacerlo en Cuentamontes. Algunos de ellos están ya publicando sus primeros libros y eso es emocionante pues, poco a poco, se ha ido creando el concepto de una generación de escritores cuentamontinos que nos llena de satisfacción.

 

Todos vuestros concursos, al igual que vuestro colectivo, tienen como tema central la montaña, ¿se puede encontrar diversidad dentro de este ámbito? ¿Ha habido algún tema resaltado este año?

En el prólogo de nuestro primer libro del 2008, la escritora Elia Barceló, actualmente afincada en Insbruck y ganadora de prestigiosos premios literarios, confesó que ella se había hecho la misma pregunta. Su respuesta es totalmente afirmativa y muy ilustradora sobre la gran variedad que es posible dentro de la temática montañera, cito sus palabras:

 “Los hay nostálgicos, líricos, fantásticos, legendarios, de inspiración popular o folclórica; los hay clásicos en la forma y también innovadores; hay uno de ciencia ficción y uno que podría ser medieval… es casi increíble que en sólo diez (publicados en el libro del 2008) pueda haber tanta variedad.”

Por otro lado, es cierto que algún año hemos observado cómo la preocupación general de los escritores se centraba mayoritariamente en el tema de la muerte, y ello nos hizo pensar que tal vez se debió a la crisis galopante que asomaba entonces a nuestro país. Pero eso no suele ocurrir, cada año la variedad está asegurada y lo increíble es que la creatividad no tiene límites.

 

Por lo que nos cuentas, hay más variedad de la que en un principio se podría pensar. Y, ¿cómo se consigue esa combinación entre la acción de las actividades extremas y la reflexión de las artes (literatura, pintura, visual, fotografía)? 

A menudo se olvida que la montaña nos proporciona muchas horas libres que dedicar a la contemplación y al pensamiento personal y natural. En alta montaña los amaneceres son muy tempranos y las tardes muy largas, por ello no debe extrañar que el contacto con la Naturaleza aporte una mayor sensibilidad. Puedes haber tenido una escalada trepidante, arriesgada y hasta peligrosa, pero cuando todo ello se supera llega la calma y la reflexión. Para los montañeros es algo natural, aunque no todos han aprendido a canalizar esos momentos.

 

Además de las disciplinas artísticas, reconocéis el valor de otros grupos y personas vinculadas al montañismo con los premios honoríficos y los premios nacionales, ¿en qué os basáis a la hora de otorgarlos?

Tres son los premios honoríficos que actualmente se entregan en la gala, los tres tienen categoría nacional y quieren premiar la Literatura montañera, la difusión del montañismo y la solidaridad en la montaña. Por lo general, no crean mucho debate entre los miembros del grupo cuando se elige al premiado, ya que siempre hay una terna de tres propuestas tratándose de personas o entidades que, por lo general, merecen tal distinción. En literatura se han premiado a las grandes plumas de nuestra literatura montañera, e igual ocurre con la difusión que ha recaído en editoriales o programas de larga trayectoria y fuera de toda duda. En cuanto a la solidaridad en la montaña, esta es cierto que se puede presentar de muy diversas maneras, pero si algo tienen estos reconocimientos que otorgamos es que el aplauso es siempre unánime y los merecimientos están fuera de cualquier duda. Hay otros premios de carácter local que son igualmente merecidos, especialmente porque a estos galardonados los conocemos mucho mejor.

 

Habéis destacado, entre otros, el grupo Pandetrave de León y Pyrenaica, ¿qué es necesario tener o hacer para alcanzar el reconocimiento de Cuentamontes en estos premios?

Pues lo que antes dije, y poniendo como ejemplo los dos homenajeados que mencionas; el Grupo Pandetrave, de León, fue el primer club de montaña de la península en iniciar el montañismo inclusivo, lo cual es ya desde el principio de una marcada vocación solidaria. Una entidad que toma entre sus principales actividades la de la integración de las personas con dificultades de cualquier tipo, en los deportes de la montaña siempre será digna de elogio. No puede ser de otra manera. En cuanto a la Revista Pyrenaica, es una publicación que sigue llevándose a cabo altruistamente por personas voluntarias y lo lleva haciendo nada menos que 93 años. Yo creo que los merecimientos son incuestionables, y a eso me refería antes cuando dije que los premios nacionales están lejos de cualquier discusión. Todos, sin excepción, lo han merecido.

 

Sin duda, son actividades dignas de ser resaltadas. Por otra parte, ¿hay algún momento que te gustaría destacar de la gala?

Personalmente, siempre espero con expectación lo que va a ocurrir cuando aparecen los “gnomos del Cid”, unos personajes que son originalmente una creación de Cuentamontes. Isabelo Gómez escribió los primeros textos hace más de una década, y cada año se renuevan. Este año nos han concienciado sobre la proliferación del plástico, algo aparentemente insignificante que está dañando nuestro planeta. Los gnomos ponen de pie a todo el teatro, haciéndonos partícipes de un deseo en voz alta por un mundo mejor. No deja a nadie indiferente. Luego, cada año, la dirección artística crea coreografías o canciones nuevas que sorprenden al auditorio. Este año, por su plasticidad y la simplicidad de sólo dos bailarines escenificando la escalada a una montaña, ha logrado emocionarnos.

 

Ya lleváis más de una década organizando el evento, ¿cómo ha evolucionado? ¿Habéis tenido que realizar cambios? ¿Como cuáles?

Naturalmente, evolucionar significa cambios, pero, en nuestro caso, sólo en las formas, en las maneras de expresar nuestros sentimientos, que siguen siendo básicamente los mismos. La gala, al igual que los certámenes, ha ido ampliándose hasta seis en la actualidad, con más de 20 premios en novela, cuentos y relatos, poesía, fotografía, pintura y cine, además de los reconocimientos nacionales. Ha mejorado la calidad de los trabajos a concurso, y también la plasticidad de la gala que se ha convertido en escenario para otras técnicas, música, danza, declamación, etc. Nuestra pelea desde siempre ha sido hacerla corta y amena, y este año, al fin, creemos haberlo conseguido rebajando el tiempo del acto a menos de dos horas de duración. El marco del Teatro Castelar de la ciudad de Elda ha sido, como siempre, espectacular, y la participación del conservatorio de música, el de danza y el del Grupo Teatro Carasses (bajo la batuta de su director Antonio Santos) han hecho el milagro de una Gala muy celebrada y aplaudida por todos, incluso fuera del país, ya que la misma fue retrasmitida en directo vía streaming para todo el mundo, gracias a la tecnología que permite Internet.

 

Para finalizar, ¿tenéis alguna proyección de futuro para la gala Cuentamontes? ¿Habéis pensado en introducir novedades?

Siempre hay ideas, como aumentar un certamen de periodismo de montaña o articulistas especializados en montaña y aventura; también, aumentar las categorías en el cine. Pero, desde que empezamos con el primer concurso hasta hoy, todo ha estado creciendo de una manera natural. Quiero decir que no basta sólo con las ideas, pues es necesario planificación y presupuestos para hacer posible esas ideas, y en ello estamos.

 

Muchas gracias por tu tiempo. Solo nos queda darte la enhorabuena por el éxito de la gala, así como recalcar y agradecer tus certeras e inspiradoras palabras en la clausura del evento. Os deseamos mucha suerte en la realización de próximas ediciones y que sigáis dando visibilidad a esta faceta artística del mundo del montañismo.

Podéis ver la gala aquí

También puede que te interese leer la entrevista a Paula Cabaleiro: “Siempre defino la obra de arte como un artefacto para hacer sentir”


Tags:   Cuentamontes
MundoArti
MundoArti

MundoArti es una comunidad profesional de artistas y agentes culturales, centrada en la promoción del arte y la cultura. Una plataforma innovadora que facilita la participación a miles de concursos culturales y exposiciones artísticas de todas las disciplinas.

Deja tu comentario

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.

Puede cambiar la configuración de su navegador u obtener más información aquí.